Sala de prensa

Noticias

17 de agosto del 2020

Ribera Salud recomienda mascarilla a los pacientes pediátricos y dejar en el carro a menores de 3 años al acudir a las consultas

Ribera Salud recomienda mascarilla a los pacientes pediátricos y dejar en el carro a menores de 3 años al acudir a las consultas
  • Los hospitales del grupo sanitario elaboran un decálogo con medidas que ayudan a evitar contagios y garantizan la seguridad en las salas de espera de las consultas de Pediatría.
  • Los menores irán acompañados solo de un adulto, que deberá garantizar la distancia social propia y del pequeño.

Los pediatras de Ribera Salud recomiendan que sus pacientes pediátricos lleven mascarilla para acudir a las consultas y a sus padres les aconseja que mantengan en el carro o al brazo a los menores de tres años. Estas son dos de las medidas incluidas en un catálogo, elaborado por los profesionales de Pediatría de Ribera Salud, para ayudar a evitar los contagios y garantizar la seguridad en las salas de espera en la vuelta a la normalidad asistencial.

Todos los centros sanitarios de Ribera Salud han retomado la actividad presencial en las consultas, incluidos los servicios de Pediatría de los hospitales universitarios de Vinalopó, Torrevieja y Torrejón, hospital Povisa (Vigo) y Ribera Santa Justa (Badajoz), así como las consultas de los centros de salud que gestiona este grupo sanitario en los departamentos de salud de Torrevieja y Vinalopó. Con el objetivo de ayudar a prevenir contagios y que los pacientes más pequeños y sus familias se sientan seguros, los profesionales pediátricos han establecido recomendaciones que facilitarán la agilidad y el normal funcionamiento en las consultas infantiles.

Además de recomendar el uso de mascarilla para el niño, los pediatras de Ribera Salud recuerdan que la mascarilla es obligatoria para el acompañante del menor, que se limita a un solo adulto para facilitar la distancia social en las salas de espera y en las consultas. Todos los centros sanitarios del grupo han puesto mascarillas a disposición de los pacientes si estos llegan al centro sin una y se puede solicitar en el servicio de Admisión. Además, los pequeños deben estar en todo momento bajo la vigilancia estrecha por parte de la persona con la que viven. “Los menores de tres años tienen que permanecer en sus carritos, capazos, sillas de paseo o, en su defecto, en brazos del adulto con el que acuden. Los mayores de tres años lo harán en la silla inmediatamente al lado del adulto con el que acuden al centro”, según explica el doctor Gonzalo Ros, jefe del Servicio de Pediatría de Ribera Salud en los hospitales de Torrevieja y Vinalopó.

Todas las áreas pediátricas disponen de soluciones hidroalcohólicas para realizar la higiene de manos de niños y adultos, y se recomienda mantener la distancia de seguridad de 1.5 metros con cualquier otra persona, así como que el adulto se responsabilice de que el menor también mantiene esa distancia con otros pacientes y sus acompañantes. “Además, es importante que los adultos ayuden al niño a entender la importancia de llevar una buena higiene respiratoria y que al toser o estornudar sepan que es de vital importancia taparse la boca y la nariz con el codo flexionado, y en su defecto, con un pañuelo que se deberá desechar rápidamente”, añade el jefe servicio de Pediatría.

“Nuestro objetivo es que todos los pacientes, sean de la edad o del servicio que sean, cumplan las normas de distanciamiento e higiene”, explica el doctor Fernando Sánchez Perales, jefe de servicio de Pediatría del Hospital Universitario de Torrejón. “Lo más importante es que el menor esté acompañado solamente por un adulto, de manera que en las salas de espera no se aglomeren muchas personas”, afirma.

Si en algún momento los pacientes se sienten más seguros en espacios más amplios, los hospitales de Ribera Salud facilitan la espera en las salas de espera generales o espacios anexos, así como en el exterior del centro de salud, previo aviso al personal del mostrado o de Enfermería. “Acudir a las consultas pediátricas de los centros de Ribera Salud es seguro si todos adoptamos las medidas necesarias para ayudar a prevenir contagios y facilitar que las familias sientan que el niño y su acompañante están seguros”, explica el doctor Ros. No osbtante, recuerda que la aplicación móvil YoSalud, que ya está implantada en gran parte de los hospitales del grupo sanitario, “ha permitido a los profesionales del Servicio Pediátrico resolver muchas dudas de las familias durante todo este periodo, evitar desplazamientos innecesarios a nuestros pacientes y sus padres y dar mucha tranquilidad por el seguimiento exhaustivo de cada niño y cada caso”. A través de YoSalud, previa consulta online con su pediatra, las familias pueden realizar cualquier trámite administrativo: desde solicitar y recibir un certificado de vacunas para la escolarización de los niños, la matrícula en escuelas deportivas o conservatorios, hasta obtener recetas, prescripciones o las indicaciones facultativas para la prolongación de tratamientos