Foto Vinalopó_Doctoras Mónica Antón y Carmen Andreu, Coordinadoras del Servicio de Alergología
Publicado el 7 abril, 2014 · en Sin categoría

El Hospital del Vinalopó enseñará a los pacientes a reconocer y tratar la enfermedad alérgica grave, coincidiendo con la conmemoración de la Semana Mundial de la Alergia. El  centro  se ha sumado a esta iniciativa de la  Organización Mundial de la Alergia (WAO). En este sentido, los próximos 8 y 10 de abril en las aulas de docencia 1 y 2 del Hospital del Vinalopó, a las 09:00 y 13:00 horas, se impartirá una charla informativa bajo el lema “Anafilaxia: qué es, cómo reconocerla y cómo actuar ante una reacción alérgica grave”.

Se trata de una jornada de puertas abiertas, de media hora de duración, en la que profesionales del servicio de alergología del Hospital del Vinalopó impartirán charlas y talleres prácticos para ofrecer a los pacientes las principales pautas de actuación ante una situación alérgica grave, con la finalidad de mejorar su calidad de vida. Durante la actividad, los asistentes tendrán la oportunidad de aprender a utilizar de primera mano la medicación propia de esta patología, mediante el uso de autoinyectables simuladores de adrenalina.

Se trata de una iniciativa dirigida a pacientes, ciudadanos y a toda la comunidad educativa y asociaciones de salud, que cumple con el objetivo de familiarizar a los pacientes con el tratamiento específico de la anafilaxia y concienciarles de la importancia de que acudan a la consulta de alergología ante una primera reacción alérgica.

Las doctoras Mónica Antón y Carmen Andreu, Coordinadoras del Servicio de Alergología, destacan la importancia de fomentar la educación sanitaria del paciente alérgico, que debe conocer cuál es su enfermedad, cómo evitar los desencadenantes, y cómo seguir el tratamiento de una forma correcta.

Acerca de la anafilaxia o enfermedad alérgica grave

El Servicio de Alergología del Hospital del Vinalopó atendió a más de 6.000 pacientes durante el pasado año. La anafilaxia es la reacción alérgica grave que afecta al 0,2% de la población. Puede desencadenarse por diferentes causas como alimentos, medicamentos, picaduras de insectos y/o látex.

Es fundamental el diagnóstico y conocimiento del tratamiento más adecuado, para evitar posibles reacciones extremas.